¡Bienvenidos!
Información
Tr. Mentales

Adicciones

Agorafobia

Alzheimer
Ansiedad
Bulimia y Anorexia
Demencia vascular
Depresión
Disf. Sexuales
Esquizofrenia
Fobias
Juego Patológico
Tr. Adaptativos
Tr. Afectivo estac.
Tr. Bipolares
Tr. de Estrés
Tr. Exp. Intermit.
Tr. Obsesivo Comp.
Tr. de Pánico
Tr. de Personalidad
Tr. del Sueño
Psicofármacos
Artículos
Directorio médico
Links
 
Servicios
Grupos de Apoyo
Terapia Online
Humor
 
Sobre PsiquiatríaLatina.com
¿Quiénes somos?
Nuestra Misión
Opine sobre nosotros
Contáctenos
Recomiéndenos
Libros

 

Los Trastornos Bipolares se clasifican en:

  • Trastorno Bipolar I (o maníaco-depresivo): presencia de uno o más Episodios Maníacos y Episodios Depresivos Mayores

  • Trastorno Bipolar II: presencia de uno o más Episodios Hipomaníacos y Episodios Depresivos Mayores

  • Trastorno Ciclotímico (o Bipolar III): presencia, durante al menos 2 años, de períodos de síntomas hipomaníacos y de períodos de síntomas depresivos

Episodio Maníaco o Manía
Se caracteriza por la presencia de un período diferenciado de un estado de ánimo anormal y persistentemente elevado, expansivo o irritable, que dura al menos una semana (o cualquier duración si es necesaria una hospitalización).

Durante el período de alteración del estado de ánimo han persistido 3 (o más) de los siguientes síntomas (4 si el estado de ánimo es sólo irritable), y ha habido en un grado significativo:

  • Autoestima exagerada o grandiosidad (por ej. la persona siente que "todo lo puede").

  • Disminución de la necesidad de dormir (por ej. la persona se siente descansada tras sólo 3 horas de sueño).

  • Más hablador de lo habitual o verborreico.

  • Fuga de ideas ("se olvida de lo que estaba hablando") o experiencia subjetiva que el pensamiento está acelerado.

  • Distraibilidad (por ej. la atención se desvía demasiado fácilmente hacia estímulos externos banales o irrelevantes).

  • Aumento de la actividad intencionada (ya sea socialmente, en el trabajo, estudios o sexualmente) o agitación psicomotora.

  • Implicación excesiva en actividades placenteras que tienen un alto potencial para producir consecuencias graves (por ej. compras irrefrenables, indiscreciones sexuales o inversiones económicas alocadas).

La alteración del estado de ánimo es suficientemente grave como para provocar deterioro laboral o de las actividades sociales habituales o de las relaciones con los demás, o como para necesitar hospitalización con el fin de prevenir daños a sí mismo o a terceros, o hay conjuntamente síntomas psicóticos.

Los síntomas no son debidos a los efectos directos de una sustancia (por ej. cocaína, anfetaminas, ciertos antidepresivos) o a una enfermedad médica (por ej. hipertiroidismo).

Episodio Hipomaníaco o Hipomanía
Los síntomas son similares a los de la Manía (Episodio Maníaco) difiriendo en el grado de severidad y duración del episodio. Siendo en la Hipomanía más leves y no lo suficientemente graves como para provocar un deterioro laboral o social importante o como para necesitar hospitalización, ni hay síntomas psicóticos acompañantes. Con respecto a la duración del episodio esta debe ser de por lo menos 4 días (y no 7 días como en la Manía)

Desde América Latina para el mundo

¡Exprésate!

¿Miedo a hablar en público?. Cuéntanos tu experiencia.

Revista Online

Subscribirse
Borrarse

Encuesta
¿Piensas que las terapias ayudan a mejorar el estilo de vida?
Ver Resultados
Si
No

(c) 2001. psiquiatrialatina.com Todos los derechos reservados
Esta web se ve mejor con resolución 800x600